No puede cambiar su edad o su genética, pero puede hacer algunos ajustes en su dieta y estilo de vida para reducir su riesgo de osteoporosis. Este artículo discutirá la prevención de la osteoporosis, los tratamientos y más.

¿Qué es la osteoporosis?

La osteoporosis hace que los huesos se vuelvan débiles y quebradizos. La palabra osteoporosis significa “hueso poroso”. La afección es la enfermedad ósea más común y se encuentra con mayor frecuencia en adultos mayores, personas a las que se les asignó el sexo femenino al nacer y personas de ascendencia caucásica.

Los huesos sanos tienen una estructura similar a un panal de abejas, que tiene pequeños agujeros. En las personas con osteoporosis, los agujeros y espacios que forman los huesos son significativamente más grandes. Esta pérdida de densidad y masa ósea conduce al debilitamiento de los huesos.

La osteoporosis puede ser primaria y secundaria. La osteoporosis primaria es la forma más común de osteoporosis y ocurre como parte del envejecimiento, mientras que la osteoporosis secundaria es provocada por otras condiciones.

Resumen

La osteoporosis provoca huesos débiles y quebradizos y un mayor riesgo de fracturas óseas. El envejecimiento puede conducir a la osteoporosis, pero otras condiciones también pueden hacer que una persona la desarrolle.

Aunque todas las personas corren el riesgo de desarrollar osteoporosis con el tiempo, algunos factores pueden aumentar su riesgo de tener la afección, entre ellos:

  • Sexo: Las personas a las que se les asignó sexo femenino al nacer tienen más probabilidades de desarrollar la enfermedad que las personas a las que se les asignó sexo masculino al nacer. Las que son posmenopáusicas corren un riesgo aún mayor.
  • hipogonadismo: En las personas a las que se les asignó el sexo masculino al nacer, el hipogonadismo hace que el cuerpo produzca cantidades inferiores a las adecuadas de hormonas que impulsan el crecimiento y el desarrollo durante la pubertad.
  • Insuficiencia ovárica prematura: Esta condición ocurre cuando las personas a las que se les asignaron ovarios femeninos al nacer dejan de funcionar correctamente antes de los 40 años. No hay suficiente hormona estrógeno y los óvulos no se liberan regularmente de los ovarios.
  • Bajo peso: Tener bajo peso puede conducir a la osteoporosis.
  • Artritis reumatoide (AR): La AR es una enfermedad autoinmune que se desarrolla cuando el sistema inmunitario ataca las células sanas de las articulaciones.
  • Baja masa ósea: Tener una masa o densidad ósea baja significa que sus huesos no son tan densos o fuertes como deberían ser.
  • Deficiencias nutricionales: La vitamina D y el calcio desempeñan un papel en la salud de los huesos, y si una persona no obtiene suficiente de ninguno de los dos durante un largo período de tiempo, corre un mayor riesgo de osteoporosis.
  • hipercifosis: Esta es una curva en la columna que es más grande de lo que debería ser.
  • Tabaquismo y consumo de alcohol: Fumar puede provocar osteoporosis porque reduce el suministro de sangre a los huesos y puede afectar la capacidad del cuerpo para producir hormonas que desempeñan un papel en la salud ósea. Se ha demostrado que el consumo excesivo de alcohol reduce la densidad ósea y debilita los huesos.
  • Uso a largo plazo de algunos medicamentos.: Los medicamentos antiinflamatorios como los corticosteroides pueden aumentar el riesgo de osteoporosis a largo plazo. Los anticoagulantes, los medicamentos anticonvulsivos, los medicamentos de quimioterapia y los medicamentos diseñados para detener la producción de estrógeno también pueden aumentar ese riesgo.
  • Condiciones de salud: Se ha demostrado que algunas condiciones de salud, como la enfermedad celíaca o el mieloma múltiple, aumentan el riesgo de osteoporosis. Una tiroides o glándulas suprarrenales hiperactivas también pueden desempeñar un papel en su desarrollo.
  • Calidad de sueño: Las investigaciones han demostrado que no dormir lo suficiente a lo largo de la vida puede aumentar el riesgo de desarrollar osteoporosis.

Resumen

Todo el mundo corre el riesgo de desarrollar osteoporosis a medida que envejece. Sin embargo, hay algunos cambios de estilo de vida que puede hacer que pueden disminuir sus posibilidades de desarrollar osteoporosis.

Cómo prevenir la osteoporosis

En algunos casos, la osteoporosis se puede prevenir con los cambios de estilo de vida adecuados.

Coma una dieta saludable

Comer una dieta rica en nutrientes y vitaminas puede ayudar a mantener los huesos fuertes y saludables. Una dieta que incluya proteínas, calcio y vitaminas D, C y K puede reducir el riesgo de desarrollar osteoporosis.

Los alimentos con mayor contenido de calcio son los productos lácteos, como la leche, el yogur y el queso. Para las personas que no comen productos lácteos, otras buenas fuentes de calcio incluyen la col rizada, los higos secos, el brócoli y los jugos y panes fortificados con calcio.

La mejor fuente de vitamina D es el sol, pero el nutriente también se puede encontrar en el pescado azul como las sardinas, el arenque y el salmón. La carne roja, el hígado y las yemas de huevo también son excelentes fuentes de vitamina D. Para las personas que no comen carne, la leche de soya fortificada, los champiñones y los cereales fortificados son excelentes opciones.

Toma vitaminas

En caso de que su dieta no satisfaga sus necesidades nutricionales, especialmente de vitamina D y calcio, se recomienda que tome suplementos.

Los adultos asignados al sexo masculino al nacer necesitan aproximadamente 1000 miligramos (mg) de calcio y entre 400 y 1000 unidades internacionales (UI) de vitamina D al día. Los adultos asignados como hembras al nacer necesitan la misma cantidad de vitamina D, pero su ingesta de calcio debe ser de 1000 mg a 1200 mg por día.

Hacer más ejercicio

Las investigaciones han demostrado que tener una rutina de ejercicio regular puede ayudar a prevenir la pérdida de densidad ósea y la osteoporosis. Eso significa que debe incluir en su rutina ejercicios cardiovasculares o aeróbicos, pesas y ejercicios de musculación, y ejercicios de bajo impacto como el yoga.

Resumen

La osteoporosis le puede pasar a cualquiera. El envejecimiento, la genética y la salud en general pueden desempeñar un papel en el desarrollo de esta afección. Si cree que tiene un mayor riesgo de desarrollar osteoporosis, puede comenzar estrategias de prevención, como comer una dieta saludable, obtener suficiente calcio y vitamina D y hacer ejercicio regularmente.

Una palabra de MEDSALUD

Tener osteoporosis lo pone en mayor riesgo de fracturas a medida que envejece. Aunque no es completamente inevitable, hay formas en que puede reducir el riesgo de desarrollar osteoporosis y cuidar sus huesos lo antes posible en su vida.

El mejor momento para comenzar a prevenir la pérdida de densidad ósea y disminuir el riesgo de enfermedades óseas es ahora, independientemente de la edad que tenga. La salud ósea es una parte importante de su salud en general, y cuidarla ahora garantizará que sus huesos se mantengan saludables a medida que envejece.

Preguntas frecuentes

  • ¿A qué edad debe comenzar la prevención de la osteoporosis?

    No existe una edad adecuada para prevenir la osteoporosis porque puede comenzar la prevención en cualquier etapa de su vida. Incluso hay cosas que se pueden hacer en la niñez para asegurar huesos sanos. Por ejemplo, comer una dieta nutritiva y hacer ejercicio con regularidad ayudará a disminuir las posibilidades de que un niño desarrolle una enfermedad de los huesos en el futuro.

  • ¿Se recomienda el entrenamiento de fuerza para la prevención de la osteoporosis?

    La investigación muestra que el entrenamiento de fuerza, o levantar pesas, es una excelente manera de prevenir la osteoporosis. Un estudio en particular analizó cómo el entrenamiento de fuerza afecta la densidad mineral ósea en jóvenes asignados al sexo femenino al nacer. Los resultados mostraron que la densidad ósea en quienes participaron en los ejercicios mejoró en solo 12 semanas.

  • ¿Qué se puede hacer para prevenir la osteoporosis de forma natural?

    La mejor manera de prevenir la osteoporosis de forma natural es centrarse en su estilo de vida. Cosas como hacer más ejercicio, comer alimentos más saludables y evitar vicios como fumar o el alcohol pueden ser beneficiosas cuando se trata de prevenir la pérdida de densidad ósea. Los estudios también han demostrado que no dormir lo suficiente puede aumentar el riesgo de desarrollar osteoporosis, por lo que asegurarse de descansar bien todos los días puede ayudar a disminuir las posibilidades de desarrollar la enfermedad ósea.

Deja Una Respuesta

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: medsalud-corp.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a litespeed premium que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.