Un poco de anatomía ayuda a comprender qué es exactamente la subluxación rotuliana. La rótula, o rótula, es uno de los tres huesos que forman la articulación de la rodilla. Cada uno de estos huesos tiene una capa protectora de cartílago donde sus superficies entran en contacto. La rótula también está envuelta por un tendón. Este tendón conecta el músculo cuádriceps del muslo con la espinilla (tibia) debajo de la rodilla.

La rótula se desliza hacia arriba y hacia abajo por una ranura en el extremo del fémur a medida que se dobla la rodilla. Este surco se llama tróclea. La rótula está diseñada para encajar en el centro del surco troclear y deslizarse uniformemente dentro del surco. En algunas personas, la rótula se tira hacia el exterior del surco troclear. Cuando esto sucede, la rótula no se desliza centralmente dentro de su surco; a esto lo llamamos subluxación rotuliana.

Síntomas

Dependiendo de la gravedad de la subluxación rotuliana, es posible que el seguimiento inadecuado no cause ningún síntoma al individuo, o podría conducir a la dislocación de la rótula (donde la rótula sale completamente del surco). Más comúnmente, las subluxaciones rotulianas causan molestias con la actividad y dolor alrededor de los lados de la rótula, lo que se denomina síndrome de dolor patelofemoral o PFPS.

A muchas personas con síntomas de dolor en la rótula se les diagnostica subluxación de la rótula o desviación de la rótula. Se cree que estos problemas, con la mecánica de cómo se dobla la articulación de la rodilla, son una causa común de síntomas que van desde dolor de rodilla hasta dislocación de la rótula.

Causas

Ha habido un gran interés en los últimos años por la forma en que nuestros músculos ayudan a guiar la rótula cuando se dobla en la articulación de la rodilla. En particular, se cree que los músculos alrededor de la cadera son los músculos más importantes para controlar la mecánica de la articulación y cómo se mueve la rótula cuando la articulación se dobla.

Por lo general, el dolor asociado con la subluxación rotuliana se atribuye a PFPS. Otras causas de dolor en la rótula incluyen artritis de rodilla, tendinitis rotuliana (rodilla de saltador) y síndrome de plica. Es importante saber que no todas las causas del dolor de rótula son simplemente el resultado de una subluxación patelar, y otros factores también pueden ser importantes para determinar la causa del dolor y los tratamientos que se deben recomendar.

Tratamiento

Existen varias opciones de tratamiento para corregir una subluxación rotuliana, y la opción más adecuada depende de la gravedad de la afección y la causa de la posición anormal de la rótula.

El tratamiento primero debe asegurarse de que la rótula no esté dislocada. Su proveedor de atención médica puede determinar examinando su rodilla y obteniendo radiografías para ver si la rótula está fuera de su ranura. En las personas con dislocación de la rótula, es posible que sea necesario cambiar la posición de la rótula, lo que también se conoce como «reducción».

La posición de la rótula no solo depende de los músculos que rodean directamente la articulación de la rodilla, sino también de los músculos que controlan la posición de toda la extremidad. Por ejemplo, cuando el hueso del muslo rota internamente, la rótula tenderá a tirar hacia el exterior de la tróclea. Esta es precisamente la razón por la que mejorar la estabilidad del núcleo y las caderas es tan importante para mejorar la mecánica de la articulación de la rodilla y aliviar la subluxación de la rótula.

Terapia física: El tratamiento incluye la fisioterapia tradicional, que se utiliza para fortalecer los músculos que rodean no solo la rodilla sino también toda la extremidad inferior.

Algunas investigaciones han demostrado que el fortalecimiento aislado del cuádriceps no es el factor crítico para eliminar los problemas de la rótula. Centrarse en cambio en fortalecer los abductores y flexores de la cadera (los llamados ejercicios de estabilización pélvica) ofrece un mejor control de la rótula al estabilizar la función de toda la extremidad.

Tirantes y cinta: Los aparatos ortopédicos y vendajes de la rótula también son un tema controvertido en la rehabilitación de los problemas de la rótula. Estos a menudo brindan alivio sintomático, pero ciertamente no son una solución a largo plazo. Sin embargo, si un paciente tiene un alivio sintomático con un aparato ortopédico o una cinta, sin duda es apropiado continuar con esto como tratamiento.

Elección del calzado: El calzado contribuye al ciclo de la marcha. Los zapatos para correr con control de movimiento pueden ayudar a controlar su forma de andar mientras corre y disminuir la presión sobre la rótula.

Cirugía

Algunos pacientes no se curan con tratamientos simples y es posible que se necesite cirugía, especialmente en pacientes que tienen dolor significativo o luxación recurrente. Al observar la rodilla con un artroscopio, el cirujano puede evaluar la mecánica de la articulación de la rodilla para determinar si hay algún problema que se pueda corregir.

Algunas de estas opciones para el tratamiento quirúrgico incluyen:

  • Liberación lateral: Una liberación lateral es un procedimiento quirúrgico realizado para aflojar la tensión de los ligamentos apretados y la cápsula articular en el lado externo de la rodilla. Si bien a menudo es el abordaje quirúrgico más fácil, es el que menos ayuda a mejorar la alineación de la rótula.
  • Reconstrucción del ligamento medial: La reparación o reconstrucción de los ligamentos en el lado interno de la rodilla que tiran de la rótula hacia adentro se ha convertido en un tratamiento más común. Esta cirugía generalmente se realiza para reparar el ligamento patelofemoral medial (MPFL) en el lado interno de la rodilla.
  • Realineamiento óseo: En situaciones más severas puede ser necesario un realineamiento óseo. Hay muchos tipos de realineamiento óseo, comúnmente cambian la posición del tubérculo tibial, lo que determina la dirección de tracción en la rótula.

Si bien la cirugía puede ser una herramienta útil para ayudar a controlar los problemas de la rótula, es importante comprender claramente cuál es el objetivo de la cirugía y cómo el procedimiento ayudará a corregir el problema subyacente. Durante varios años, se realizó cirugía artroscópica, así como un procedimiento llamado liberación lateral, para problemas vagos en la rótula.

Mientras que algunos pacientes mejoraron, otros no mejoraron con la cirugía. El simple hecho de realizar una cirugía, sin comprender el problema específico al que se dirige la corrección, puede conducir a resultados insatisfactorios. Discuta esta opción si es lo que recomienda su proveedor de atención médica y asegúrese de que sea la mejor opción para su situación.

Una palabra de MEDSALUD

La función de la rótula es fundamental para la mecánica normal de la rodilla, y cuando la rótula no se mantiene en la posición adecuada, las personas pueden sentir un dolor y una discapacidad significativos. La corrección de la subluxación y las dislocaciones de la rótula generalmente se puede lograr con un tratamiento no quirúrgico, y el pilar del tratamiento es la fisioterapia dirigida a mejorar la mecánica de la extremidad inferior.

Sin embargo, hay situaciones en las que puede ser necesaria la cirugía. En estas situaciones, elegir la cirugía adecuada es fundamental para lograr el éxito con el tratamiento.

Preguntas frecuentes

  • ¿Vendar una rótula ayuda con el dolor de rodilla?

    Sí, vendar correctamente la rótula a veces puede ayudar con el dolor de rodilla. Un estudio encontró que el uso de los métodos de vendaje Kinesio o McConnell puede reducir el dolor al subir escaleras, pero podría ser menos efectivo en actividades más extenuantes que involucren la rodilla. Siga siempre las instrucciones de su proveedor de atención médica para controlar el dolor de rodilla.

  • ¿Cómo se trata la subluxación rotuliana?

    El tratamiento de la subluxación patelar puede requerir cirugía, pero depende de la causa y la gravedad. Las opciones de tratamiento no quirúrgico incluyen medicamentos antiinflamatorios, varias semanas de descanso y fisioterapia.

    El tratamiento quirúrgico a menudo viene en forma de un procedimiento de tejido blando, como la liberación lateral. Esto implica reparar y tensar cualquier tejido estirado que cause la subluxación.

Deja Una Respuesta

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: medsalud-corp.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a litespeed premium que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.