La terapia de quelación es un tratamiento que se usa principalmente para el envenenamiento por metales, pero también es una opción de tratamiento alternativa para otras afecciones. Se basa en el proceso de quelación, en el que se utilizan productos químicos para eliminar los metales pesados ​​y otras sustancias del cuerpo.

Aunque la quelación se usó originalmente para tratar afecciones como el envenenamiento por plomo, ahora se afirma que la terapia de quelación protege contra enfermedades cardíacas y otros problemas de salud importantes.

Historia

La palabra quelación se deriva de la palabra griega chelos, que significa garra. El término se refiere a cómo un metal corporal como el hierro se une en forma de pinza a un compuesto químico conocido como agente quelante.

El primer uso clínico de la terapia de quelación fue en 1956, donde se observaron mejoras a través de la terapia en 19 de 20 pacientes envenenados con plomo con angina severa. Desde entonces, su eficacia para el envenenamiento por metales está bien establecida, pero ha habido apoyo y estudios limitados para su uso en el tratamiento de otras afecciones.

Proceso

Uno de los agentes quelantes más comunes utilizados en la terapia de quelación es el ácido etilendiaminotetraacético (EDTA). Se sabe que el EDTA elimina sustancias como el plomo, el hierro, el cobre y el calcio de la sangre.

Otros agentes quelantes también utilizados incluyen:

  • dimercaprol: El dimercaprol se usa comúnmente para tratar el envenenamiento por arsénico, oro, cobre y mercurio, así como los casos graves de la enfermedad de Wilson.
  • Succímero: Succimer es un agente quelante oral que se usa principalmente para tratar el envenenamiento por plomo, especialmente en niños. Succimer también trata el envenenamiento por cadmio, mercurio y arsénico.
  • Deferoxamina: La deferoxamina se usa principalmente para tratar la sobrecarga de hierro, pero también trata el envenenamiento por zinc y cobre.
  • penicilamina: La penicilamina se usa para disminuir las reservas de cobre en la enfermedad de Wilson y tratar trastornos inmunitarios como la artritis reumatoide y la esclerodermia.
  • Deferasirox: El deferasirox se usa para tratar el envenenamiento por plomo. El deferasirox también se une al zinc y al cobre, pero en menor medida.

Cabe señalar que los agentes quelantes aprobados por la FDA están disponibles únicamente con receta para circunstancias específicas, como en el caso de envenenamiento por plomo o sobrecarga de hierro.

Condiciones tratadas

Aunque la FDA solo ha aprobado la terapia de quelación recetada para el envenenamiento por metales, algunos profesionales de la salud han usado la terapia de quelación para otras dolencias.

Una creencia común de los defensores de la terapia de quelación es que puede ayudar en el tratamiento de la aterosclerosis (es decir, el endurecimiento de las arterias). Dado que los depósitos de calcio se encuentran en las placas que obstruyen las arterias, algunos médicos argumentan que el uso de la terapia de quelación para eliminar los depósitos de calcio puede restaurar el flujo sanguíneo saludable en las arterias.

Algunos también sugieren que el EDTA puede actuar como antioxidante y proteger contra los efectos dañinos de la inflamación crónica. Con ese fin, la terapia de quelación también se usa para tratar la osteoartritis y otras afecciones relacionadas con la inflamación.

Además, la terapia de quelación a veces se usa para tratar los siguientes problemas de salud:

Quien lo hace

Cualquier médico con licencia puede realizar la terapia de quelación en un paciente. Sin embargo, la terapia de quelación para usos distintos a la toxicidad de metales no se enseña convencionalmente en la escuela de medicina, y los médicos que la realizan generalmente son médicos naturópatas o médicos que reciben capacitación especializada para ello.

Evidencia

El respaldo científico de los beneficios de la terapia de quelación para condiciones de salud distintas al envenenamiento por metales es limitado. Existe un consenso de que se necesita mucha más investigación en esta área.

Por ejemplo, una revisión exhaustiva de los estudios sobre la terapia de quelación y la salud del corazón concluyó que no había pruebas suficientes para determinar si la terapia de quelación es efectiva o no.

Algunos creen que la terapia de quelación puede ayudar a las personas con autismo, ya que algunas investigaciones han sugerido un posible vínculo entre el autismo y el aumento de los niveles de metales tóxicos en el cuerpo. Pero en una revisión sistemática que exploró este posible vínculo, se encontró que no había evidencia de ensayos clínicos que respaldara la terapia de quelación como una opción de tratamiento viable.

Investigaciones anteriores han desaconsejado el uso de la terapia de quelación debido a su potencial para causar efectos adversos y daños indirectos a los pacientes.

Sin embargo, hay alguna evidencia de que la terapia de quelación puede ser beneficiosa en ciertos casos, como para aquellos que han sufrido un ataque al corazón.

En uno de los estudios más notables en la historia de la terapia de quelación, conocido como Trial to Assess Chelation Therapy (TACT), los investigadores evaluaron la efectividad y seguridad de la terapia de quelación basada en EDTA para aquellos que sufrieron un ataque al corazón.

TACT involucró a 1.708 participantes y tardó diez años en completarse, y reveló que la terapia de quelación podría reducir el riesgo de problemas como accidente cerebrovascular y hospitalización por angina.

Sin embargo, hubo varios problemas con el estudio que hacen que sus resultados sean algo cuestionables. Un problema, en particular, fue que muchos participantes abandonaron el estudio, lo que podría sesgar los resultados.

Se necesitarán más ensayos aleatorizados para evaluar si la terapia de quelación puede ser útil en personas con enfermedades cardíacas, y los Institutos Nacionales de Salud actualmente financian más investigaciones en esta área.

Efectos secundarios y preocupaciones de seguridad

Una de las principales razones por las que la terapia de quelación no es ampliamente aceptada para afecciones distintas a la intoxicación por metales se debe al riesgo de efectos secundarios, que es significativo.

Los efectos secundarios pueden ocurrir especialmente cuando se usan dosis más altas e incluyen:

  • Diarrea
  • Pérdida de peso
  • Hipertensión
  • Dolor abdominal
  • Desórdenes gastrointestinales
  • Náuseas
  • Erupción cutanea
  • vómitos
  • Síntomas parecidos a la gripe

En algunos casos, la terapia de quelación puede desencadenar efectos secundarios graves, como daño renal y deshidratación. También existe la preocupación de que la terapia de quelación pueda eliminar el calcio de los huesos sanos y otros tejidos.

Una palabra de MEDSALUD

La terapia de quelación ha sido eficaz en el tratamiento del envenenamiento por metales, pero su eficacia en el tratamiento de otras afecciones no está clara. Asegúrese de hablar con su médico y comprender los riesgos de la terapia de quelación si está interesado en recibirla.

Deja Una Respuesta

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: medsalud-corp.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a litespeed premium que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.