Geldanamicina

¿Qué es la geldanamicina?

La geldanamicina es un antibiótico bastante tóxico para los seres humanos pero que parece ser beneficioso para prevenir el crecimiento de algunos organismos infecciosos, y puede desempeñar un papel útil en el tratamiento de otras enfermedades. Los investigadores en el campo del tratamiento del cáncer piensan que la acción específica de la droga en el cuerpo puede ayudar a tratar el crecimiento del tumor. Debido a la toxicidad intrínseca de la geldanamicina, se han producido copias sintéticas con algunos retoques para fines de investigación.

Descubrimiento

Descubierta por primera vez en 1970, la geldanamicina es un producto natural de una especie bacteriana llamada Streptococcus hygroscopicus. A través de estudios científicos sobre la molécula, los científicos descubrieron que la sustancia podría tener un efecto beneficioso sobre la replicación viral. El virus del herpes simple es uno de esos organismos infecciosos contra los que la geldanamicina muestra actividad antibiótica.

Funcionamiento

La investigación también ha descubierto cómo actúa la sustancia dentro del cuerpo, lo que la convierte en una droga atractiva para otras afecciones. Actúa directamente sobre una molécula llamada proteína de choque térmico 90 (Hsp90,) para impedir que realice su trabajo normal. Esta proteína es muy común en el cuerpo y actúa como guardiana de una variedad de otras moléculas. Algunas de estas otras moléculas están involucradas en el crecimiento y la replicación celular, un proceso que es esencial tanto para las células tumorales como para infecciones virales como el herpes simple.

El bloqueo de esta proteína por lo tanto reduce la replicación viral, ya que los virus necesitan secuestrar la maquinaria de la célula huésped para ayudar a que la partícula viral se reproduzca a sí misma. En comparación con los antibióticos utilizados para combatir bacterias u hongos, existen pocos antibióticos que atacan a los virus. También puede evitar la replicación de las células cancerosas, ya que las moléculas que dirigen la replicación no son ayudadas por hsp-90. El principal problema con la geldanamicina en sí para los investigadores médicos es que es muy tóxico para los humanos y puede dañar seriamente el hígado. Tampoco se disuelve en agua, lo que presenta complicaciones para hacer inyecciones y otros productos farmacéuticos líquidos.

Fármacos relacionados

En lugar de concentrarse solo en geldanamicina, los científicos decidieron hacer copias sintéticas de la molécula con pequeños ajustes a la estructura. Estos pequeños ajustes tienden a ser diferencias en la parte de la molécula conocida como 17-sustituyente, y comúnmente, los análogos sintéticos tienen nombres que se relacionan con el tipo de ajuste presente en ese 17-sustituyente, como 17-alilamino-demetoxigeldamicina ( 17-AAG) por ejemplo. A partir de 2011, la investigación continúa en la eficacia de estos medicamentos contra los tumores o las infecciones virales.